Videocafé Series: “Es un desafío de la industria de camiones pesados eléctricos reducir peso, costo y aumentar la vida útil de las baterías”

Con café en mano y las baterías del intelecto en su máximo nivel, un grupo de expertos se reunieron en el Videocafé Series de Latam Mobility, para intercambiar ideas acerca del tema “Camiones eléctricos pesados para logística urbana”.

Bajo la moderación del experto en electromovilidad y asesor de Latam Mobility, Jorge Suárez, el panel invitado destacó la importancia de la electrificación de las flotas de transporte en la región.

Lucas Woinilowicz, Gerente de Desarrollo de Negocios en Scania Argentina, señaló que la premisa de las organizaciones que trabajan con camiones de carga pesada es “cambiar hacia un transporte sustentable”. Subrayando además que Scania se ha afianzado como líder en la búsqueda de combustibles alternativos como la electricidad y el hidrógeno para ayudar al medio ambiente.

“Cuando estamos pensando en vehículos eléctricos, tenemos que poner sobre la mesa algunas variables que no estaban con vehículos a gas o diésel: uno es el tema de la autonomía, el peso de las baterías y el otro es el precio que ahorita es el doble o triple”, precisó.


Woinilowicz  considera que: “La tecnología aún tiene aspectos por resolver, uno de ellos es la vida útil de las baterías, las cuales que agregan peso al vehículo y que al día de hoy no son reciclables. Es un desafío de la industria de camiones pesados eléctricos; reducir peso, costo y aumentar la vida útil”.

Asegura que la movilidad eléctrica en camiones pesados “obliga a repensar la logística, ser mucho más específicos y cumplir con las normativas vigentes de cada país”.

Para Jorge Mendoza, Investigador en Operaciones y Logística de HEC Montreal / CIRRELT Canadá, el tema a abordar de los camiones eléctricos se centra en que las empresas deben pensar cómo recomponer sus flotas de cara al futuro. “No vas a dormir hoy con una flota de diésel y amanecer mañana con una flota eléctrica. Eso no existe. Son varios años de transformación”, dijo.

“Desde el punto de vista de planificación de las empresas esto no debe ser tomado a la ligera, debes hacer un buen análisis de cuáles son tus necesidades hoy, cuáles son tus necesidades mañana y sobre todo tratar de tener una buena estimación de cómo van a variar esas necesidades en el tiempo”, detalló.

Por su parte, Marco Do Nascimento, Gerente de Abastecimientos Logística de AmBev Brasil, aseguró que desde la organización que representa realizan un arduo trabajo para tener camiones 100% eléctricos en un futuro.

“Desde 2008 empezamos con una inversión muy alta para reducción de emisiones CO2, cambios de camiones antiguos a nuevos. Estamos haciendo la conversión de diésel a eléctrico y estamos buscando otro tipo de tecnología”, relató.

“Todo es muy nuevo, pero debemos tener premisas. No nos podemos quedar en el pasado, tenemos ganas de ir hacia la electrificación”, añadió Do Nascimento.
Luis Rubén Flores, especialista en Gestión de Flotas en Innotran, quien cuenta con 15 años de experiencia en la gestión de flotas y proyectos de movilidad sostenible, recomendó a las empresas: “No detenerse en energías transitorias como el gas, sino ir directamente a la electrificación.

“Está empezando todo un tema hacia última milla enfocado al E-comerce. Ya en México muchas empresas están anunciando este tipo de vehículos eléctricos con nivel de carga bajo, se está empezando por ese esquema que no requiere grandes cantidades de batería y la inversión no es tan elevada”, explicó.

Asegura que “hay experiencias muy buenas de funcionamiento. Hay una curva de aprendizajes, las flotas lo están haciendo a través de programas pilotos con un volumen pequeño, camiones de 5 toneladas para entender la infraestructura eléctrica que requieres”. “No es lo mismo programar rutas con un camión de diésel a diferencia de uno eléctrico. Las empresas están entendiendo estos ciclos para ir cambiando sus flotas”, detalló Flores.

El dilema de las baterías

Felipe Gallego,Director EV y Almacenamiento de Potencia Industrial, expresó que uno de los retos que tiene la electrificación de las flotas son las baterías: “El primer gran problema de los carros eléctricos es que no se trata de ir a la gasolinera y tener 100 kilómetros adicionales, la disponibilidad de la carga también es importante, la capacidad instalada en el punto de carga”.

Gallego considera que en Latinoamérica se abre una gran oportunidad para la electrificación de camiones, pero “el tema de las baterías sigue siendo una incógnita. Hay que mirar cuántas vidas tiene la batería, se están desarrollando sistema de electrónicas y potencia. El reciclaje es un tema que está pendiente y la idea es tener una cadena circular”.

“Hay que enseñar a la gente a entender los carros eléctricos, tienen que transformarse completamente para saber cómo funcionan. El tema del diésel está muy arraigado, las dudas de que funcione la tecnología eléctrica es curioso cuando en otros aspectos de la vida cotidiana utilizamos motores eléctricos y no hay barreras”, puntualizó.

Regulaciones

Las legislaciones de los países y ciudades juegan un papel fundamental para la implementación de nuevas tecnologías que cruzan sus procesos de innovación, con restricciones en el desenvolvimiento cotidiano de las sociedades.

En ese sentido, Do Nascimiento considera que una regulación que podría ayudar es la del largo del camión. “Tenemos una limitación porque el camión eléctrico es un poquito más largo. Eso tendría inconvenientes en algunas áreas urbanas, pero ya empezamos charlas con los gobiernos locales sobre ese tema”.

Asimismo, añadió: “Otro aspecto es el tema de los horarios, podríamos aprovechar la noche porque el vehículo no hace ruido y podría aumentar la rentabilidad”.
Por su parte, para Mendoza las regulaciones deben aplicarse con mucho cuidado, puesto que pueden generar un efecto inverso del que se busca. Hay que ser cuidadosos porque se pueden obtener resultados que son talmente opuestos a una solución”.

Manifestó que: “No hay que mirar el transporte como una cosa aislada sino parte de la logística globalmente. Las políticas de las ciudades deben estar enfocadas a reducir las millas y a incentivar el transporte eléctrico”.

Para finalizar, Luis Rubén Flores recomendó a las autoridades de las ciudades a no enfocar las leyes solo en quien realiza el transporte, sino tomar en cuenta a todos los actores involucrados en el desarrollo de la operación.